EMBARQUES DIGITALES PROMUEVEN ECOSISTEMAS COMERCIALES LIMPIOS Y EFICIENTES

En un mundo donde los documentos están estructurados y digitalizados, la factibilidad de automatizar gran parte de este trabajo permite reducir el tiempo en los procesos y aumentar la velocidad. Así lo señala Juanjo Ruiz, jefe de Estrategia y Desarrollo Comercial de TradeLens, la plataforma de datos basada en blockchain creada en 2018.

El Embarque Digital (eBL, por sus siglas en inglés), es una herramienta en la que las partes interesadas de toda la cadena de suministro, como un ecosistema interconectado, pueden compartir información y documentos comerciales casi en tiempo real. Al respecto, Juanjo Ruiz añade que “crear un ecosistema comercial más limpio y eficiente que sea bueno tanto para el resultado final como para el medio ambiente”.

Para Ruiz, los conocimientos de embarque originales son los documentos de transporte más importantes,  ya que sirven como contrato de transporte, recibo de envío y, lo que es más importante, documento de título. “El titular del embarque electrónico, es la única entidad que tiene derecho a recoger la mercancía en destino” enfatiza. Se trata de una prueba que siempre será necesaria, donde son los mecanismos los que deben evolucionar para mantenerse al día con el comercio mundial.

Funciones de los eBL

Principalmente son tres las funciones de los Embarques Digitales, las que están orientadas a reducir riesgos e incertidumbres. La primera es dar testimonio de la entrega de las mercancías a bordo del buque, la segunda es la prueba del contrato de transporte, en tanto que la tercera, es que constituye un medio para transferir a la otra parte los derechos sobre las mercancías en tránsito.

Para Diana Jones, directora de Arquitectura de Soluciones de TradeLens, los eBL ayudan a mitigar los riesgos financieros en un mundo digital propenso a facilitar actividades fraudulentas. Al respecto, explica que el blockchain se utiliza para establecer la procedencia de los documentos comerciales y proporcionar su aceptación, ya que prueba el origen y la integridad de los documentos e identifica a todas las partes involucradas en el comercio.

“Cuando eso está asociado con los bienes que se comercializan, se vuelve mucho más difícil para los actores ilícitos ocultar su participación y es matemáticamente imposible alterar o falsificar información sin dejar rastro”, destaca Jones.

Para la especialista, el uso de blockchain para asegurar la integridad de un proceso hace que el proceso en su conjunto sea más ágil. “Si todas las partes están de acuerdo en que los datos y documentos que respaldan sus procesos son confiables y legalmente defendibles, es mucho más probable que estén dispuestos a cambiar la forma en que trabajan con otros socios comerciales para que todos sean más eficientes o ágiles al responder a las interrupciones”, asegura.

Desbloquear el mundo digital

Para Juanjo Ruiz, los conocimientos de embarque suponen la columna vertebral de la transacción financiera en el comercio mundial, donde una mayor duración y la multitud de entidades involucradas en el envío marítimo presentan grandes riesgos e incertidumbres. Es por ello, agrega, que dadas las propiedades únicas de los eBL, todos los actores en una sola transacción las utilizan para asegurarse de recibir el pago por los servicios prestados, incluida la transacción de compra/venta y cualquier forma de crédito o pago por adelantado. Asimismo, los eBL pueden ser utilizados como garantía, para reducir el fraude y para resolver disputas.

Según Ruiz, “los conocimientos de Embarque Digitales requieren la adopción de la industria y el liderazgo en la gestión del cambio, pero los beneficios son realmente buenos para todos los involucrados”.

Respecto a si los eBL son la clave para desbloquear un mundo digital, Juanjo Ruiz indica que se trata de un buen primer paso. Como argumento señala que cuando los eBL se adopten ampliamente, significará que los principales actores del comercio habrán descubierto cómo digitalizar y comunicar los elementos más fundamentales de los bienes que se comercializan a cualquier otra parte.

Asimismo, indica que habrán establecido los procesos de negocio y los mecanismos para trabajar juntos, eliminando días en trámites manuales y reparando problemas de papeleo.

En la misma línea, Diana Jones asegura que el mundo digital abre muchas más oportunidades para automatizar otros procesos comerciales de logística, lo que permite a las empresas identificar y responder de manera proactiva a los cuellos de botella y las interrupciones.

Fuente: Mundo Marítimo, 3 de octubre de 2022.

Compartir

Más publicaciones de Conosur:

HUMANIZAR LA DIGITALIZACIÓN

El factor humano es irremplazable, especialmente en el sector asegurador. La digitalización permite estar donde antes no era posible, además de multiplicar el alcance y

Suscríbete a nuestro Newsletter